Soy un joven periodista que decidió dejar su trabajo estable en los medios de comunicación, en búsqueda de cumplir su sueño de dar la vuelta al mundo. Todas mis experiencias son difundidas mediante textos e imágenes que cuentan con una perspectiva propia.

 

Leer más

Acerca de mí

© 2016 por Danel Ayesta. Producida con Sueñosdemochila.com

BAJO EL TÉRMINO "MENDIGOS", BUSCAN DEMONIZAR AL MOCHILERO

“Mendigos”. Bajo ese término una gran cantidad de medios de repercusión internacional enmarcan a los mochileros que sustentan su viaje mediante diferentes expresiones artísticas. Prejuicios, discriminación y hasta actos de racismo. El equilibrio y la contracara.

 

 

 

Este año circuló por diferentes medios de comunicación artículos hablando sobre los mochileros que efectúan diferentes expresiones culturales en Asía bajo el propósito de sostener su viaje. Si bien cada sitio web apostó a una redacción independiente – no así con las fotos -, el propósito, la búsqueda en casi todos fue la misma: Demonizar al mochilero.

 

Antes de iniciar este artículo, lancé la polémica a diferentes grupos de viajes con el objetivo de encontrar diversas opiniones. Hubo casi unanimidad. Viajar pidiendo dinero sin nada a cambio fue repudiado, a diferencia de viajar mediante expresiones culturales, entre diversas herramientas y posibilidades que se van abriendo. La mayoría del periodismo, con comentarios de vecindario como sustento, fueron tajantes: Todos Mendigos.

 

Las marcaciones en rojo señalan la clara tendencia. En este caso al sitio PlayGround no le  alcanzó el “vergonzoso” que le sumó “mochileros blancos”. No le alcanzó el comentario racial que enmarcó a los mochileros como “Mendigos”. Para aumentar más aún el grado de prejuicio, no tuvieron mejor idea que inventar el término “Beg-Packers” y establecer comparaciones superficiales con los nazis.

 

EL DETRÁS DEL ARTÍCULO

 

Por cómo se viralizó por las redes sociales y el resultado que trajo aparejado, considero que las líneas no fueron inocentemente escritas. Muchas veces hay intereses detrás de cada párrafo por parte de algún ente institucional. Ver la respuesta de la sociedad, la repercusión y en base a eso tomar la decisión con un apoyo mediático. Por eso, cuando leas un artículo, de cualquier temática, si te interesa investiga y expone tu capacidad de discernir. 

 

 

 

Tailandia, por ejemplo, recientemente lanzó una nueva ley que no permite el ingreso de extranjeros sin por lo menos la suma de 500 euros en efectivo, según LaVerdad.es. Como no fui al país asiático, desconozco que tan estricta resulta la nueva reglamentación. Escuché diversas historias de viajeros que pasaron por países que exigían un determinado presupuesto sin ser consultados. Lo mismo con la asistencia al viajero y otros papeles que, supuestamente, son obligatorios.

 

EL EQUILIBRIO

 

Los informes en español que consulté mantenían la línea de PlayGround, exceptuando el hallado en El Mundo de España. Allí el periodista estableció un equilibrio. Eso sí, cuando hizo referencia a “Beg- Packers” se basó en un alemán que tenía la pierna hinchada y aprovechaba esa dificultad para mendigar. “Un beg-packer alemán al que se conoce en varias zonas de Asia como "el hombre de la pierna hinchada" (sufre macrodistrofia lipomatosa) y que es famoso por llevar varios años recorriendo el mundo gracias a las limosnas acumuladas en sus paradas”, uno de los textuales.

 

 

 

Los manuales del periodismo hablan de tres fuentes mínimas, pero evidentemente el corresponsal de El Mundo no encontró más Beg-packers (quizás no había tantos) o no buscó. De todas maneras, es importante reconocer el equilibrio que estableció. No demonizo a todos. Reconoció el espíritu mochilero. “Integrarse a proyectos sociales a cambio de comida y alojamiento. Tocar música , vender artesanías o despachando fotos”.

 

LA CONTRACARA

 

Para los medios masivos vende más una noticia mala que una buena. Interesa más un informe respaldado con algún sostén económico - el dinero grueso está en la política -, que lindas historias de mochileros. Para eso está Sueños de Mochila, para desmitificar. Para motivarte a viajar y mostrarte el crecimiento que implican las experiencias viajeras.

 

Cuando leo Beg-Packers pienso: ¿qué queda para los mochileros, viajeros que encarrilan una obra solidaria?¿Por qué hay términos para enmarcar a los “mendigos” y no a los que buscan aportar su granito de arena? Utilizo de Ejemplo a Matías de "Sonrisas sin Fronteras" a quien recientemente entrevisté.

 

 

 

¿Cómo llamamos a un chico que viaja a dedo haciendo tratamientos odontológicos gratuitos en las comunidades más pobres de Sudamérica? ¿Dónde están los "Solidarity Packers?, ya que está de moda establecer prototipos y enmarcarlos bajo un concepto. Ah, si te pareció un caso aislado, también conozco bibliotecas móviles, payasos solidarios, docentes propulsando cine – debate en escuelas rurales, escritores, artistas de primer nivel y tanto más.

 

Si ellos no lo hacen, lo hacemos nosotros. A darle empuje.

 

 

OJOS ABIERTOS, NO PERMITAMOS

 

Todo tiene más de doble lectura, pero el poder de una pluma maligna puede irrumpir con fuerza y generar un pensamiento generalizado. Por eso, cuando veamos irresponsabilidades considero bueno debatir, cruzar. En esta ocasión, trataron de “mendigos” a los mochileros que viajan autosustenándose en el camino.

 

No sea cosa que se "aviven" del Autostop. Me imagino: “Lleva viajado más de 100.000 kilómetros del mundo sin pagar ni siquiera un peaje. Una  tendencia que crece y preocupa a las empresas de autobuses”. En mi página sería: “Épico: viaja por el mundo a dedo, compartiendo culturas, conociendo gente y creciendo humanamente”. Siempre hay varias lecturas, está en vos darle tu línea.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Linkenid
Compartir en Pinterest
Compartir en Google+
Please reload

También pueden visitar ...

Ingles para viajar, consejos y fuentes de consulta

October 25, 2019

Guía para viajar a Marruecos, a dedo y en casas de familia

August 29, 2019

1/15
Please reload